Publicidad

Nueva encuesta revela que las adolescentes y mujeres jóvenes necesitan educación sobre los peligros de las camas solares

El bronceado artificial produce un incremento del riesgo de melanoma en un 75%

A pesar de las repetidas advertencias de los dermatólogos sobre los peligros a la salud de las cabinas solares, los resultados de una nueva encuesta realizada por la American Academy of Dermatology confirmó que un gran porcentaje de adolescentes y mujeres jóvenes de raza blanca admitieron usar camas de bronceado o bronceado intencionalmente al aire libre en el último año .

Treinta y dos por ciento de los encuestados habían usado una cama de bronceado en el último año, y de las encuestadas, una cuarta parte (25 por ciento) utilizaron una cabina de bronceado al menos una vez por semana, en promedio. Una mayoría abrumadora (81 por ciento) de las encuestadas informaron de que se habían bronceado al aire libre con frecuencia o de vez en cuando en el último año.

“Nuestro estudio pone de relieve la importancia de educar a las jóvenes sobre los riesgos reales del bronceado, como el melanoma la forma más mortal de cáncer de piel que está aumentando más rápidamente en mujeres de 15 a 29 años de edad que en los hombres del mismo grupo de edad”, dijo el dermatólogo Ronald L . Moy, MD, MPH, presidente de la Academia. “De hecho, la mayoría de los melanoma de mujeres jóvenes se desarrollan en el torso, lo que puede ser el resultado de las conductas de bronceado de alto riesgo, como camas solares. En mi práctica, he tenido pacientes mujeres jóvenes con una historia de uso de las camas de bronceado que han muerto a causa de un melanoma. “