Publicidad

El VIH/SIDA en el mundo

La información contenida en Vistamedica está destinado exclusivamente a propósitos educativos, y no pretende ser ni será nunca un sustituto de consejo médico profesional, relativa a tu condición médica específica o pregunta. Siempre busca el consejo de tu médico o proveedor de salud para cualquier pregunta que puedas tener acerca de cualquier condición médica.

Los datos presentados en España revelan que desde la extensión de los nuevos tratamientos antirretrovirales a finales de 1996, la incidencia de esta enfermedad ha disminuido un 69 por ciento. Las tasas de nuevos casos de VIH/sida han experimentado una reducción en 2005 en los países más afectados por primera vez en las más de dos décadas de esta epidemia. Sin embargo, este año se han producido cerca de cinco millones de nuevas infecciones por VIH en el mundo -3,2 millones corresponden a África Subsahariana- y han fallecido tres millones de personas de enfermedades relacionadas con este virus -más de medio millón eran niños-, según datos del informe de ONUSIDA y la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre la situación del sida a diciembre de 2005, presentado en Madrid simultáneamente con otras capitales del mundo.

La ministra de Sanidad y Consumo, Elena Salgado, y el director adjunto para Iniciativas Globales del Departamento de Apoyo a Países y Regiones de ONUSIDA, Luiz Loures, explicaban en España este informe que tiene carácter anual, y que este año dedica especial atención a la prevención y el tratamiento de la enfermedad. La edición en español es la que se ha presentado en Madrid.

Tal y como ha explicado Luiz Loures, “por primera vez en más de dos décadas podemos decir que tenemos evidencias de reducción de contagios en países muy afectados gracias a los programas de prevención y en concreto a un cambio del comportamiento unido al mayor uso del preservativo”, explicó.

Publicidad

“Aún así, esta reducción no significa que estemos revirtiendo la epidemia en el ámbito mundial ya que en la actualidad hay 40,3 millones de personas que viven con VIH, el doble que en 1995. Y continúa superando los esfuerzos mundiales para contenerla”, subrayó.

En este sentido, el informe refleja descensos de prevalencia del VIH en Kenya, donde las tasas de infección en adultos han pasado de un máximo del 10 por ciento en los 90 al 7 por ciento en 2003; en Zimbabwe, que ha experimentado una reducción de un 5 por ciento de 2003 al 2004. Especialmente significativa es la reducción de prevalencia en la región del Caribe.

En el lado opuesto, los aumentos más acusados en las infecciones por el VIH tuvieron lugar en Europa oriental y Asia central, con un aumento del 25 por ciento y 1,6 millones de infecciones, y Asia oriental. A pesar de ello, África subsahariana continúa siendo la región más afectada en el mundo -el 64 por ciento de las nuevas infecciones-.

En Europa del Este se ha detectado un crecimiento de casos de 20 veces en los últimos diez años con un gran aumento en los más jóvenes, estas cifras tienen importancia en la Europa Occidental por su posible repercusión, indicó Loures. Asimismo, el experto se mostró especialmente preocupado por la situación en América Latina que registra el mayor incremento de contagios de los últimos veinte años con 200.000 nuevos casos de VIH.

Datos en España
Según destacó Elena Salgado “en España hemos avanzado mucho en el control de la epidemia en los últimos años”, siendo un aspecto importante que el SNS garantice el acceso universal y gratuito a los tratamientos, así como las medidas de prevención que se están adoptando, según ha destacado. “Ante las dificultades que tiene la investigación de una vacuna eficaz contra el sida, debemos seguir insistiendo en la importancia de la prevención”, ha concluido la ministra.

Con respecto a las cifras, el número de casos nuevos de sida en nuestro país en el año 2004 fue de 2.071, lo que representa una disminución del 6,6 por ciento con respecto a 2003. Los diagnósticos descendieron en todas las categorías de transmisión, especialmente entre los usuarios de drogas por vía parenteral.

Según datos de Sanidad, desde la extensión de los nuevos tratamientos antirretrovirales a finales de 1996, la incidencia de sida ha disminuido en España un 69 por ciento, con un importante descenso en el periodo 1997-1999 y otro más moderado hasta 2001. A partir de 2002 las reducciones se mantienen por debajo del 10 por ciento. Sin embargo, España sigue siendo uno de los países de mayor incidencia de sida en Europa occidental.

Además, las cifras manejadas por Plan Nacional sobre el Sida señalan que hoy viven en nuestro país entre 120.000 y 150.000 personas con el virus, aunque con una calidad de vida y un pronóstico mucho mejor que en épocas pasadas. Este número global no tiende a disminuir aunque haya un descenso en el número de nuevas infecciones, porque se ha conseguido reducir la mortalidad en términos semejantes.

Como ha señalado la ministra, “el hecho de que 3 de cada 1.000 ciudadanos españoles estén infectados por el VIH constituye un motivo más que suficiente para que todos, y no sólo las autoridades de salud, sigamos considerando el sida como una prioridad. Y para que cada ciudadano adopte responsablemente las medidas necesarias para evitar adquirir o, en su caso, transmitir la infección. Porque el éxito dependerá del compromiso de las instituciones y también de todos y cada uno de nosotros”.

Sobre este último aspecto, el informe de ONUSIDA recalca la labor que se está realizando en España, a la que pone como ejemplo de la disminución de la incidencia del VIH entre los consumidores de drogas intravenosas. Las acciones desarrolladas por la sociedad civil junto a las actuaciones que se están coordinando desde el Plan Nacional sobre el Sida en colaboración con las Comunidades Autónomas en el ámbito de la reducción de daños (como los programas de intercambio de jeringuillas y los programas de mantenimiento con metadona), han permitido la evolución favorable de la epidemia en este colectivo.

Con respecto a la prevención de las transmisiones de VIH/sida por vía sexual, la ministra ha subrayado que esta vía, que es ya la más frecuente, es la responsable de siete de cada diez nuevos casos que se producen en el mundo. A este respecto, Elena Salgado ha afirmado que “es necesario seguir promoviendo las conductas sexuales saludables mediante la educación de los más jóvenes y el desarrollo de estrategias que permitan una mayor accesibilidad y facilidad para el uso del preservativo, ya que hoy por hoy sigue siendo la mejor arma para impedir el progreso de esta pandemia”.

Fuente: www.azprensa.com

Deja un comentario

Publicidad