Publicidad

Infidelidad: la verdad de la mentira

Una vieja receta de la magia gitana recomienda este pequeño ritual: los días 10 y 20 de cada mes, elegir una fragante manzana roja –que no muestre ningún defecto en su piel–, darle un mordiscón y tragar el trozo entero, sin masticarlo; luego, con una cinta blanca, atar una foto de la persona amada a la manzana, envolver todo en papel blanco y dejarlo al pie de un árbol frondoso. Se asegura que este hechizo aleja la infidelidad.