Publicidad

Un tipo de edulcorante muy utilizado en refrescos podría contribuir al desarrollo de diabetes, según estudio

Investigadores de la Universidad de Rutgers en New Brunswick (Estados Unidos) han descubierto evidencias de que los refrescos edulcorados con sirope de maíz alto en fructosa podrían contribuir al desarrollo de diabetes, en particular en los niños. Las conclusiones de su trabajo se han hecho públicas durante la reunión anual de la Asociación Americana de Química que se celebra estos días en Boston.

En un estudio de laboratorio con las bebidas gaseosas más comunes los científicos descubrieron que aquellas que contenían este tipo de sirope tenían altos niveles de componentes reactivos que en otros estudios han mostrado el potencial de causar daños en células y tejidos capaces de provocar enfermedades.