Publicidad

Un fármaco para dejar de fumar también podría ayudar a combatir la dependencia al alcohol

  Un fármaco de reciente aprobación para ayudar a dejar de fumar, la vareniclina, podría también combatir la dependencia al alcohol, según un estudio realizado por investigadores de la Clínica y Centro de Investigación Ernest Gallo de la Universidad de California en San Francisco (Estados Unidos). Las conclusiones de la investigación se publican en la edición digital de la revista Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS).

La vareniclina actúa sobre un conjunto de proteínas cerebrales llamadas receptores nicotínicos de la acetilcolina y disminuye el valor de recompensa de la nicotina y reduce la necesidad de su consumo. Pero un número cada vez mayor de evidencias sugiere que el mismo conjunto de receptores podrían también mediar en la dependencia al alcohol.

Un tratamiento oral para dejar de fumar triplica las posibilidades de abandonar el tabaco a las 12 semanas

La compañía biomédica Pfizer ha lanzado vareniclina, el primer medicamento oral diseñado específicamente para dejar de fumar y que, según destacaron los responsables de la compañía, multiplica por 3,2 en los fumadores las posibilidades de abandonar el tabaco a las 12 semanas. Según los informes que manejan, el tratamiento ofrece un porcentaje de éxito de entre el 40 y 45 por ciento.