Publicidad

Polvitos mágicos

El sexo adelgaza, embellece, alarga la vida, disminuye el estrés y el riesgo de enfermedades. ¿Alguna otra razón para no practicarlo con más frecuencia?
Cuando el sistema límbico detecta algo que lo excita, se prende una señal de alerta que se manifiesta en el sistema nervioso y el cuerpo entero. Aumenta el aporte de oxígeno a las células y la frecuencia cardíaca, cambia el ritmo de la respiración, sube la presión sanguínea y la tensión en todo el sistema muscular. Llega a concentrarse tanto la sensación de ese momento que el mundo exterior tiende a desaparecer.