Publicidad

La menopausia y sus tratamientos

¿Qué es la menopausia?
La menopausia es un cambio normal en la vida de una mujer, cuando cesan sus períodos menstruales. Es por eso que algunas personas se refieren a la menopausia como “el cambio de vida”. Durante la menopausia, el organismo de una mujer comienza lentamente a producir una menor cantidad de las hormonas estrógeno y progesterona. Esto sucede a menudo entre los 45 y 55 años de edad. Se considera que una mujer ha entrado a la menopausia cuando no ha tenido un período por 12 meses seguidos, y no existen otras causas para este cambio. Al acercarse a la menopausia, puede tener síntomas de los cambios por los que está pasando su organismo. Muchas mujeres se preguntan si estos cambios son normales, y muchas están confundidas acerca de cómo tratar sus síntomas. Puede sentirse mejor si aprende todo lo posible sobre la menopausia, y si consulta a su médico acerca de su salud y sus síntomas. Si desea tratar sus síntomas, él o ella pueden enseñarle más acerca de sus opciones y pueden ayudarla a tomar las mejores decisiones sobre su tratamiento.

La menopausia y las hormonas

Por eso algunas personas llaman a la menopausia “el cambio” o “edad crítica”. Durante la menopausia, el cuerpo de la mujer produce cada vez menos cantidad de las hormonas llamadas estrógeno y progesterona. Esto suele ocurrir entre los 45 y 55 años de edad. La menopausia se produce cuando la mujer no tiene su período menstrual por 12 meses sequidos.

Los niveles de una hormona en sangre podrían predecir la edad de la menopausia

Los niveles de una hormona en sangre podrían predecir la edad de la menopausia, según un estudio del Centro Médico Universitario de Utrecht en los Países Bajos que se publicará en la revista Journal of Clinical Endocrinology & Metabolism. El estudio reveló que los niveles de la hormona antimulleriana (HAM) están asociados al inicio de la menopausia y que pueden especificar la edad reproductiva de una mujer de forma más eficaz que la edad cronológica.

Novedades en terapia de sustitución hormonal

Ciertos tipos de terapias de sustitución hormonal (THS), como la tibolona o la basada sólo en estrógenos, aumentan el riesgo de la mujer de cáncer de útero mientras que otros tipos como es el caso de la THS combinada (progestágeno y estrógeno) no lo hacen, según un estudio del Centro de Investigación del Cáncer de Reino Unido que se publica en la revista ‘The Lancet’.