Publicidad

Novedades en Alzheimer

La información contenida en Vistamedica está destinado exclusivamente a propósitos educativos, y no pretende ser ni será nunca un sustituto de consejo médico profesional, relativa a tu condición médica específica o pregunta. Siempre busca el consejo de tu médico o proveedor de salud para cualquier pregunta que puedas tener acerca de cualquier condición médica.

Un tratamiento de anticuerpos sobre la superficie del cerebro de ratones con la enfermedad de Alzheimer revierte los daños nerviosos estructurales causados por la enfermedad, según un estudio de la Escuela de Medicina de la Universidad de Washington (Estados Unidos) que se publica en ‘Journal of Clinical Investigation’.
Una de las muchas pruebas de la enfermedad de Alzheimer es la presencia de depósitos o ?placas? compuestas por el péptido amiloide beta (Abeta) en áreas del cerebro responsables de la memoria y la cognición. Aunque se han estudiado muchos tratamientos para disminuir la producción de Abeta o aumentar su eliminación en el cerebro no se sabe si los daños estructurales se revierten, permanecen o continúan.

Los científicos utilizaron un modelo de ratón de la enfermedad de Alzheimer en el que un subnúcleo de neuronas y Abeta en el cerebro del ratón mostraban proteínas fluorescentes que podían ser visualizadas en el animal vivo bajo un microscopio. Los investigadores administraron un tratamiento de anticuerpos antiAbeta y controlaron los cambios estructurales en los nervios del cerebro de los ratones.

Según los expertos, después del tratamiento de la superficie del cerebro disminuyó de forma significativa la cantidad de daños estructurales nerviosos tras sólo 3 días. El estudio sugiere que la presencia de Abeta conduce a daños nerviosos y que gracias a la reducción de su acumulación en el cerebro los daños estructurales se revierten rápidamente.

Publicidad

Los investigadores creen que la técnica de imágenes usada también sería una herramienta valiosa para el estudio de la progresión de la presencia de Abeta en el cerebro durante los modelos experimentales de la enfermedad de Alzheimer y en la evaluación de la eficacia de los tratamientos, incluyendo el tratamiento de anticuerpos antiAbeta descrito aquí.

Fuente: Azprensa

Deja un comentario

Publicidad