Publicidad

El conocimiento de la troponina T ha mejorado significativamente el diagnóstico del infarto de miocardio y del síndrome coronario agudo

La información contenida en Vistamedica está destinado exclusivamente a propósitos educativos, y no pretende ser ni será nunca un sustituto de consejo médico profesional, relativa a tu condición médica específica o pregunta. Siempre busca el consejo de tu médico o proveedor de salud para cualquier pregunta que puedas tener acerca de cualquier condición médica.

La enfermedad coronaria y el infarto de miocardio constituyen un problema de salud global, ya que casi un tercio de todas las muertes a escala mundial se deben a estas causas, con 17 millones de fallecimientos al año.
Recientemente, la Asociación Americana de Química Clínica (AACC) ha valorado la labor del profesor Hugo Katus, jefe de Medicina Interna y director del Departamento de Medicina Cardiovascular de la Universidad de Heidelberg (Alemania), que desde los años 80 trabaja en un ensayo clínico específico sobre la tropinina T, que ha cambiado la definición de infarto de miocardio. No en vano, en 1984, fue el primero en definir la troponina T como un marcador cardiaco específico y de mayor prevalencia en pacientes con sospecha de infarto de miocardio.

Al respecto, la AACC ha otorgado a este experto el “Premio AACC por contribuciones especiales a una área determinada de investigación”, que se entrega anualmente en el Congreso de esta Sociedad.

La troponina T

En 2000, la Sociedad Europea de Cardiología (ESC)y el comité del Colegio Americano de Cardiología redefinieron el concepto de infarto de miocardio como “una elevación de la troponina T cardiaca o troponina I cardiaca junto con pruebas clínicas de isquemia miocardial. Esta proteina miofibrilar ha sido considerada desde entonces como un marcador bioquímico sumamente específico de necrosis miocardial.

El conocimiento de la troponina T ha mejorado significativamente el diagnóstico del infarto de miocardio y del síndrome coronario agudo, ya que detecta pequeñas cantidades de tejido necrótico. Además se trata de un marcador mucho más específico porque sólo se libera en sangre cuando las células del miocardio están dañadas, mientras que el CK-MB (marcador utilizado anteriormente) también era liberado por varios tejidos no cardíacos, como el músculo esquelético.

Publicidad

Un resultado positivo en el test de troponina T puede llegar a establecer claramente un diagnóstico de infarto de miocardio, incluso en casos asintomáticos o sin cambios electrográficos aparentes.
Fuente: www.azprensa.com

Deja un comentario

Publicidad