Publicidad

Adiós a las máquinas de diálisis, bienvenido riñón portátil

La información contenida en Vistamedica está destinado exclusivamente a propósitos educativos, y no pretende ser ni será nunca un sustituto de consejo médico profesional, relativa a tu condición médica específica o pregunta. Siempre busca el consejo de tu médico o proveedor de salud para cualquier pregunta que puedas tener acerca de cualquier condición médica.

Los investigadores están desarrollando un riñón usable artificial para pacientes en diálisis, informa de un próximo artículo en el Clinical Journal of the American Society of Nephrology (CJASN)1. “Nuestra visión de un avance tecnológico se ha materializado en forma de un riñón usable artificial, que ofrece diálisis continua las 24 horas del día, siete días a la semana”, comenta Víctor Gura, MD (David Geffen School of Medicine de la UCLA).

El dispositivo, en esencia una máquina de diálisis en miniatura, que se lleva como un cinturón pesa alrededor de 10 libras y se alimenta de dos baterías de nueve voltios. Dado que los pacientes no necesitan estar conectados a una máquina de diálisis de tamaño completo, pueden caminar, trabajar o dormir mientras estén bajo diálisis suave continua, lo que se aproxima más a la función renal normal.

Este dispositivo podría dar lugar a un “cambio de paradigma” en el tratamiento de los pacientes en diálisis. A demás de las largas horas soportando diálisis cada semana, con grandes limitaciones en las actividades, dieta, y otras áreas de la vida, los pacientes en diálisis se enfrentan a altos índices de hospitalización y muerte. La población en diálisis en EE.UU. supera actualmente los 400.000, con un coste de más de $ 30 mil millones al año. “Creemos que el riñón usable artificial no sólo reducirá la mortalidad y la morbilidad de los pacientes en diálisis, sino que también se traducirá en una reducción significativa en el costo de la atención sanitaria”, dice Gura.

Publicidad

El riñón artificial es usable con éxito en las pruebas preliminares, incluidos dos estudios en pacientes en diálisis. El nuevo estudio proporciona información importante sobre los detalles técnicos que hicieron posible estos resultados prometedores.

“Sin embargo, el efecto a largo plazo de esta tecnología en el bienestar de los pacientes en diálisis debe demostrarse en los tan necesarios ensayos clínicos”, añade Gura. “A pesar del éxito, este no es sino un paso más en un largo camino aún por delante para lograr un cambio muy necesario en la vida de esta población”.

 

Referencias:  1.-“Technical Breakthroughs in the Wearable Artificial Kidney (WAK),” disponible en línea en http://cjasn.asnjournals.org/
Fuente: Eurekalert

Deja un comentario

Publicidad