Publicidad

Suplemento de magnesio ayuda a incrementar el capital intelectual

El magnesio, se encuentra en, las hortalizas de hoja como la espinaca.

Neurocientíficos del MIT y la Universidad de Tsinghua, en Beijing muestran que aumentando el magnesio cerebral con un compuesto nuevo y mejora las capacidades de aprendizaje, la memoria de trabajo, y la memoria a corto y largo plazo en ratas. El suplemento también impulsó la capacidad de las ratas mayores ‘para realizar una variedad de pruebas de aprendizaje.

El magnesio, un elemento esencial, se encuentra en, las hortalizas de hoja como la espinaca y en algunas frutas. Los que reciben menos de 400 miligramos al día corren el riesgo de alergias, asma y enfermedades del corazón, entre otras condiciones. En 2004, Guosong Liu y sus colegas en el MIT, descubrieron que el magnesio puede tener una influencia positiva sobre el aprendizaje y la memoria. Siguieron el desarrollo de un nuevo compuesto de magnesio – magnesio-L-threonate (MGT) – que es más eficaz que los suplementos orales convencionales para impulsar el magnesio en el cerebro, y lo probaron en ratas.

El consumo de suplementos de beta-caroteno podría reducir el declive cognitivo

Según sugiere un estudio de investigadores del Hospital Brigham y las Mujeres y la Escuela de Medicina de Harvard en Boston (Estados Unidos) que se publica en la revista Archives of Internal Medicine, el consumo de suplementos de beta-caroteno podría reducir el declive cognitivo Los resultados del trabajo en hombres que tomaron suplementos de beta-caroteno durante 15 años sugerían efectos beneficiosos del tratamiento sobre la capacidad cognitiva de los participantes.

Según los investigadores, la disminución en la capacidad cognitiva, que incluye pensamiento, aprendizaje y memoria, anticipa la demencia. Los daños celulares a largo plazo causados por el estrés oxidativo podrían ser un factor importante en el declive cognitivo. Algunas evidencias sugieren que los suplementos antioxidantes podrían ayudar a preservar la cognición, aunque la investigación científica aún no ha podido probar tal teoría.

La pobreza conlleva que más de 200 millones de niños no alcancen su potencial cognitivo

219 millones de menores de cinco años no alcanzan el pleno desarrollo de sus capacidades cognitivas por culpa de la pobreza, que conlleva una escasa salud y nutrición y un cuidado deficiente. Así lo pone de manifiesto un estudio publicado en el último número de la prestigiosa revista The Lancet.