Publicidad

A recetar estatinas!

La información contenida en Vistamedica está destinado exclusivamente a propósitos educativos, y no pretende ser ni será nunca un sustituto de consejo médico profesional, relativa a tu condición médica específica o pregunta. Siempre busca el consejo de tu médico o proveedor de salud para cualquier pregunta que puedas tener acerca de cualquier condición médica.

Científicos de la Escuela de Medicina de la Universidad de Standford (Estados Unidos) han descubierto que los niveles de estatinas recetados se encuentran muy por debajo de las recomendaciones de las guías médicas actuales en lo que se refiere a los pacientes con alto riesgo de enfermedad cardiovascular. Las conclusiones de esta investigación se publican en la revista ‘PLos Biology’.
Los investigadores descubrieron que en el año 2.002 las estatinas fueron prescritas sólo en un 50 por ciento de las consultas de personas con alto riesgo de enfermedad cardiaca coronaria y en el 44 por ciento de las que corrían un riesgo moderado. Además, en menos de la mitad de las visitas los pacientes recibieron consejo sobre cómo podrían cambiar su estilo de vida.

Los autores analizaron los datos de una encuesta nacional en ambulatorios de atención médica e identificaron desigualdades en el uso de las estatinas en el caso de pacientes con características sociales y clínicas diferentes. El uso de estos fármacos era menor en los pacientes más jóvenes, las mujeres y aquellos pacientes atendidos por médicos que no son cardiólogos.

Según los científicos, la enfermedad coronaria cardiaca es la principal causa de mortalidad y morbilidad en los países desarrollados e identificar y tratar a los pacientes con el colesterol alto es esencial en la prevención de estas enfermedades.

Publicidad

Los investigadores señalan que los cambios en el estilo de vida son importantes para la reducción general del riesgo global. Sin embargo, indican que los pacientes que son más propensos a desarrollar enfermedad coronaria cardiaca o quienes tienen el colesterol alto deben ser tratados con estatinas.

Los autores concluyen que la educación debe ser dirigida a mejorar la práctica de los médicos, sobre todo de los no especialistas del corazón, a fin de que cumplan los estándares de la medicina basada en evidencias y las guías médicas publicadas para reducir el riesgo cardiovascular.
Fuente: www.azprensa.com

Deja un comentario

Publicidad