Publicidad

El consumo moderado de alcohol podría estar asociado con un menor riesgo cardiovascular

La información contenida en Vistamedica está destinado exclusivamente a propósitos educativos, y no pretende ser ni será nunca un sustituto de consejo médico profesional, relativa a tu condición médica específica o pregunta. Siempre busca el consejo de tu médico o proveedor de salud para cualquier pregunta que puedas tener acerca de cualquier condición médica.

El consumo moderado de alcohol podría estar asociado con un menor riesgo de ataque cardiaco en hombres con un estilo de vida saludable en comparación con un consumo elevado o la ausencia de consumo, según un estudio del Centro Médico Beth Israel de Boston (Estados Unidos) que se publica en la revista Archives of Internal Medicine.

Los científicos evaluaron la conexión entre el consumo de alcohol y el riesgo cardiovascular en 8.867 hombres sanos que participaban en un estudio de seguimiento de salud en profesionales que comenzó en 1986 e incluía a 51.529 dentistas, farmacéuticos, veterinarios y otros profesionales de la salud de entre 40 y 75 años. Al inicio del estudio y en intervalos regulares posteriores, los participantes completaron cuestionarios sobre su dieta y aspectos médicos, la frecuencia con la que consumían sustancias específicas y los tipos de alcohol en particular.

Todos los hombres del estudio seguían estilos de vida saludables que se definían por no fumar, poseer un índice de masa corporal de menos de 25, realizar al menos 30 minutos de ejercicio al día y comer una dieta sana que incluyera grandes cantidades de fruta, vegetales, pescado y grasas poliinsaturadas, así como bajas cantidades de grasas y carne roja.

Publicidad

Entre 1986 y 2002, 106 hombres sufrieron isquemia cardiovascular. Esto incluyó 8 de los 1.282 que bebían entre 15 y 29,9 gramos de alcohol al día (unas dos bebidas), nueve de los 714 que tomaban 30 gramos o más por día, 34 de los 2.252 que bebían entre 0,1 y 4,9 gramos al día y 28 de los 1,889 que nunca bebían. Aquellos que tomaban entre 15 y 29 gramos al día tenían el menor riesgo de ataque cardiaco y aquellos que consumían nada de alcohol tenían el riesgo más elevado.

Los investigadores también realizaron un análisis comparando a aquellos que bebían 5 gramos al día o más y quienes tomaban menos de 5 gramos al día. En este estudio posterior, los investigadores estiman que el 25 por ciento de los casos de infarto de miocardio de esta población fueron atribuibles al consumo de menos de 5 gramos al día.
Fuente: Azprensa

Deja un comentario

Publicidad