Publicidad

Un estudio demuestra la dificultad de los pacientes para reconocer los signos de un infarto de miocardio

La información contenida en Vistamedica está destinado exclusivamente a propósitos educativos, y no pretende ser ni será nunca un sustituto de consejo médico profesional, relativa a tu condición médica específica o pregunta. Siempre busca el consejo de tu médico o proveedor de salud para cualquier pregunta que puedas tener acerca de cualquier condición médica.

Muchas personas con enfermedad cardiaca desconocen los síntomas del infarto, aún cuando su riesgo de padecerlo es cinco a siete veces mayor que entre quienes carecen de esos antecedentes.

Kathleen Dracup y sus colegas de la Escuela de Enfermería de la University of California en San Francisco, observaron a 3.522 pacientes de Estados Unidos, Australia y Nueva Zelanda que habían sufrido previamente un infarto o se habían sometido a un procedimiento como una angioplastia por enfermedad cardiaca.

Los expertos hallaron que el 44 por ciento de estos pacientes tuvo mal rendimiento en un test “verdadero o falso” que midió cuánto sabían sobre los síntomas.

Publicidad

Según el informe, las mujeres, junto con los pacientes que habían formado parte de una rehabilitación cardiaca, los que tenían mayor nivel educativo, los más jóvenes y quienes eran tratados por un especialista en lugar de un médico clínico solían obtener mejores calificaciones en la prueba.

“En décadas pasadas estos pacientes eran hospitalizados frecuentemente y recibían educación y asesoramiento de los médicos y enfermeros durante su permanencia en el hospitall”, manifestaron los científicos en un artículo publicado en Archives of Internal Medicine.

“Desafortunadamente, cambios estructurales en la atención médica llevaron a una reducción de los períodos de internamiento y aumentaron el uso de servicios ambulatorios que en algunas ocasiones han tenido efectos drásticos sobre el tiempo de educación de los pacientes”, añadió el equipo.

Quienes padecen un infarto tienen más oportunidad de sobrevivir si el tratamiento comienza dentro de la primera hora, señaló el estudio, pero la mayoría de los pacientes ingresan en el hospital a las dos horas y media o tres horas de aparecidos los síntomas.

Los autores agregaron que muchos estudios revelan que los pacientes que ya sufrieron un infarto previo no buscan ayuda más rápido que los que no tienen ese antecedente. Dada la falta de conocimiento sobre el rango de síntomas como los que se midieron en el estudio, esto no es sorprendente, concluyeron.

Fuente: Azprensa

 

Deja un comentario

Publicidad